Una brigada de limpieza denuncia ante la Fiscalía a un cargo del Govern por compararlos con grupos ultras


Imagen de archivo de los Segadors del Maresme CARLOS GARCÍA

La brigada de limpieza Segadors del Maresme ha interpuesto una denuncia ante la Fiscalía contra el director de la Oficina de Drets Civils i Polítics de Vicepresidència de la Generalitat, Adam Majó, quien en un informe presentado hace una semana denunció la existencia de grupos ultras que actúan en municipios con gobiernos independentistas y que lo hacen «de una forma paramilitar para intimidad a la población y realizar ocasionalmente robos de material reivindicativo en la vía pública» como banderas esteladas o carteles pidiendo la libertad de los separatistas procesados por rebelión.

Además, denuncian que Majó afirmó en TV3 que las personas que quitaban lazos amarillos y otra simbología «actúan de manera paramilitar y tienen como nexo común el españolismo radical, emitiendo una alerta ultra». Segadors del Maresme, que está constituida como asociación, denuncia que en la emisión del programa se mostraron varios logos de brigadas de limpieza, el suya entre ellos, por lo que consideran que se quiso hacer «un señalamiento» de la entidad.

En concreto creen que la intención de las palabras del cargo público y de las imágenes emitidas era culpabilizar a los miembros de la entidad al compararla con grupos ultras y así «incentivar la violencia y el odio a nuestra asociación» y menoscabar el honor de las personas que forman parte y que se dedican a quitar, pacíficamente, material golpista de la vía pública.

Por eso Segadors del Maresme reclaman que se investigue estas afirmaciones de Majó así como el documento publicado por el organismo dependiente de la Generalitat por si puede constituir un presunto delito de injurias o de incitación al odio. Los representantes de la entidad también presentaron la misma denuncia ante la Guardia Civil y los Mossos d’Esquadra. Precisamente, en su aceptación del escrito, los agentes autonómicos recuerdan que «las injurias y calumnias son perseguibles en el caso que se expone mediante demanda de carácter civil».

Majó aseguró que existen una veintena de grupos organizados de ultraderecha en Cataluña para «atentar contra la libertad ideológica y de expresión de los ciudadanos» retirando este material independentista y remarcó que en dos años estos grupos habrían cometido 328 agresiones.

FUENTE: EL MUNDO

rr2rrrr

011

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s