Cosas que decía Cambó sobre España


Francesc Cambó (1876-1947), en octubre de 1937 publicó en La Nación un artículo titulado La cruzada española, en el que decía: «No es hoy momento de discutir cómo se regirá la nueva España [cuando termine la guerra civil]. Pero una cosa podemos decir: España (…) fue un más grande valor universal en cuanto fue más española, más íntimamente unida a la solera medieval que la forjó preparando la gran obra de los Reyes Católicos y de los primeros Austrias, mientras que las etapas de su decadencia coinciden con las de su decoloración tradicional».



Categorías:BIBLIOTECA Y CITAS

2 respuestas

  1. Eso es natural y no les pasa sólo a las naciones, sino también a las personas.

    Cada uno es como es, esto es, el resultado de sus experiencias y educación en un lugar determinado, en una época determinada y con una familia determinada.

    Esto es en sí ni bueno ni malo.

    En algunas cosas te beneficiará y en otras te perjudicará.

    Es inevitable.

    Lo importante es saber lo que quieres e ir a por ello con voluntad, inteligencia, flexibilidad y constancia. Y también conocer los límites, aceptarlos; y si puedes sacar provecho o contento de ello, pues mejor.

    A esto se llama psicología de la autoestima.

    El problema empieza cuando te comparas con otra persona, porque siempre saldrás perdiendo (tu eres tú y es totalmente imposible que seas otra persona)

    (Y lo mismo le pasará a esa misma persona con la que te comparas cuando ella se compara contigo: siempre saldrá ella perdiendo)

    Pues resulta que esto no sólo les pasa a las personas, también a los grupos y a las naciones.

    Desde el siglo XVIII nuestras élites primero y la corrupta masonería secreta después de empeñan en compararnos con Francia…

    (pero no con “Francia”, sino con Paris; y de este, con una visión idealizada de París donde sólo vive la clase alta: nobles y burgueses, el 10% de la población)

    Claro, en la comparación siempre saldremos perdiendo, porque evidentemente no somos cortesanos versallescos ni burgueses ilustrados y filósofos de salón.

    Las élites podían haber hecho algo, como las élites japonesas hicieron en Japón con la Revolución Meiji, modernizando y convirtiendo a Japón en una potencia mundial.

    Prefirieron no hacerlo, criticar sin causa y crear una especie de autoodio contra nosotros mismos que fomentó la independencia y rompimiento del Imperio americano, porque ¿quién en su sano juicio querría ser parte de una nación de degenerados sólo buenos para el atraso?

    (está misma histeria creada y extendida por la masonería en Cuba y Filipinas contra España es la misma que crea y extiende en Cataluña contra España)

    ¿Y cómo justifica la masonería la “decadencia” ?

    (no hay ninguna decadencia, sólo que cuando algunos países empiezan a industrializarse, ltras, como España no lo hace o por lo menos no lo hace a su misma velocidad)

    Pues es que el problema es la religión católica, la monarquía y la expulsión de los judíos, causas de nuestro atraso, de nuestra degeneración, de que no seamos europeos.

    Estos inútiles de ilustrados y aristócratas de la razón y filósofos de pacotilla no entienden que no hay ningún problema, salvo compararse con otros y no hacer lo que los otros han hecho para prosperar.

    La consecuencia ha sido no sólo las guerras de secesión en América y Filipinas, que hay que pagar: golpes de Estado, 2 repúblicas bananeras, 4 guerras civiles, Felipe González, “reconversión industrial” …

    ¡Normal!; Porque en vez de hacer lo que hay que hacer (empezando con NO compararnos con los demás) estos ilustrados de las logias lo hacen todo mal.

    Y del mismo modo que una persona que se compara con los derechos acaba con una depresión de caballo, un país que se compara con los demás acaba con una depresión de caballo y sin confianza ni cojones para reaccionar, sacar partido de las oportunidades y salir adelante como cualquier nación.

    Me gusta

    • Seguramente lo que habrá que hacer es comprar en una librería un libro de autoayuda para superar el odio contra uno mismo y para mejorar la autoestima, olvidarnos de Francia, que ha sido un trágico error fenomenal y copiar a Alemania, Estados Unidos y China las medidas económicas que les han convertido en un éxito.

      Mientras sigamos con el crausismo, el colaboracionismo y con el masonerismo vamos literalmente de culo, arruinados y directos a otra guerra civil.

      Las cosas pasan; es normal.

      Lo que es de idiotas del culo e ilustrados progresistas es repetir siempre los mismos errores…

      Espero que con la esperanza de que alguna vez las recetas ilustradas se equivoquen y funcionen y no sea sólo otra manifestación de ese espíritu del derrotismo, autoodio y supremacisno a-moral de estos dogmáticos ilustrados.

      ¿Vamos a ser alguna vez europeos?

      O ¿vamos al más de lo mismo?, que no hemos tenido bastante.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

DESPERTA

Red sociocultural

A %d blogueros les gusta esto: