moros-y-cristianos-blog7

La Generalitat Valenciana ha anunciadoque estudia modificar la tradicional fiesta de los Moros y Cristianos para evitar “violentar” al pueblo musulmán “en la actual situación histórica que vivimos”. Así lo ha explicado el jefe del Consell, Ximo Puig, quien considera que “en aras de fomentar la convivencia pacífica entre los cristianos y los musulmanes habría que cambiar algunas partes de la fiesta”.

Las celebraciones, según este “pocasluces” deberían “edulcorar” de algún modo la batalla final de la Reconquista para que el triunfo cristiano “no se evidencie como la supremacía de un pueblo sobre otro”.

Puig ha señalado, además, que quizá convendría cambiar la denominación de “Moros” por “Musulmanes” o “Mahometanos”.

La vicepresidenta de la Generalitat, Mònica Oltra (otra “pocasluces”), explicó que “todos entendemos que se trata de una tradición histórica muy arraigada, pero hay determinados actos, como por ejemplo el Juicio Sumarísimo al Moro Traidor que se celebra en Xixona, que escenifican actos violentos protagonizados por los moros y que deberían desaparecer para no promover la islamofobia“.

La Federación Alicantina de Moros y Cristianos (que parece mantiene el sentido común) no ha tardado en reaccionar. Esta asociación tacha de “mamarrachada absoluta” la iniciativa.