Independentistas: Ellos si saben lo que quieren


El nuevo Consejero de Interior de la Generalidad, tiene claro lo que es conveniente para sus intereses. De entrada y como cuestión prioritaria, va a apartar de los cargos que ostentaban dentro de la estructura de los Mossos de Escuadra, a todos aquellos que sean sospechosos de haber sido colaboracionistas del art. 155. El primero será Ferrán López, máximo jefe de los Mossos, al que sustituirán por otro mando más acorde con el régimen de su “república en ciernes”.  También se cargará a la jefa de comunicaciones del Departamento, Esther Sastre. De momento esos dos ceses son una decisión personal de Braulio Duart, nuevo y flamante secretario general de Interior, y antiguo presidente de la Corporación Catalana de Medios Audiovisuales.

Es decir aquel que manipulaba desde la radio y televisión,  y que no quería que nadie interviniera en los medios, sin embargo, sabedor de que hay que tomar todas las estructuras de poder, piensa descabezar a la policía autonómica para meter a los suyos. Intervención radical y censora que pretende represaliar a todo aquel que ha estado cerca del concepto España, o que sea sospechoso de simpatizar.

La decisión todavía no ha sido comunicada oficialmente a Ferrán López, pero ya los últimos días había sido palpable la situación de frialdad. Ferrán López no había mantenido ninguna conversación ni con Duart, ni con Buch, y ni siquiera fue invitado a la toma de posesión en la Generalidad de los nuevos consejeros. Estando sólo presente en la toma de posesión del president,  Joaquín Torra.

A Duart se le quiere cargar por su presunta afinidad con el Gobierno tras la aplicación del 155. Un extremo que niegan los mandos de los Mossos y  los portavoces sindicales consultados.  Por el contrario todos están de acuerdo en afirmar que  López ha logrado devolver la calma a un cuerpo muy dañado tras ser situado por el Gobierno y la Generalidat en el ojo del huracán. Pero al parecer eso no importa a los nuevos inquilinos de la consejería que lo único que pretenden es tener a gente afín a sus postulados.

 

El hecho de que López ocupase ese cargo evitó que el Gobierno colocara al frente de la policía de la Generalitat a un alto mando de la Guardia Civil o de la Policía Nacional. El Govern tirará un globo sonda para volver a poner a Trapero.  Y quizás sea el mismo el menos interesado en estar dada su situación judicial. La misma situación parece afectar a Esther Sastre, que al igual que Ferrán, no ha sido tampoco invitada a la toma de posesión de los nuevos consejeros, preludio de lo que parece indicar la caída de ambos.

Veremos quien será el próximo, pero lo que sí hay que reconocer, es que estos actúan sin complejos y sin temor alguno a mover ficha. Algo que no se puede decir del Ejecutivo saliente que encabezó Rajoy,  a los que les estaban echando el aliento en la nuca, y pedían perdón por darles la espalda.

 

2 comments

  1. Pues entonces hay que votar al PP en las autonomías, lo que no ha sucedido en Cataluña. Mucho decir, pero a partir del 155 el PP casi ha desaparecido en CT. Entonces, ¿qué quieren? ¿Cómo se van hacer los militares cargo de las autonomías separatistas si allí se votan al PNV, a CiU (o los que les sustituyan) y lo mismo en Navarra.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s