El Ministerio del Interior cifra en 431 los policías y guardias civiles heridos durante su intervención en diferentes puntos de Cataluña en la jornada de ayer, de los que 39 necesitaron asistencia médica inmediata.

Fuentes de Interior han informado a Efe de que la mayoría de agentes resultaron “heridos de carácter leve por contusiones, arañazos, mordiscos y patadas”. Del total, 39 agentes -19 policías nacionales y 20 guardias civiles- precisaron asistencia médica inmediata.

LA RAZÓN