Esta es la Cataluña de pandereta que nadie quiere ver, pero que existe desde hace cuarenta años con el consentimiento de los perfumados salvapatrias locales. Estafadores confesos, traidores a Cataluña y a España votando sin que nadie les diga nada.

 

image_content_7250716_20171002185419