11111.jpg

Para visualizar el síndrome deEstocolmo que aún padecemos la sociedad española he aquí dos portadas de dos revistas aparentemente en la misma línea rompedora y progresista: una de la francesa ‘Charlie Hebdo’ y la otra la de El Jueves. Por cierto ambas recibieron atentados. Aunque la que ahora tenemos en la memoria es la de ‘Charlie Hebdo’. Esta última sufrió crudamente en sus carnes el asesinato por parte de yihadistas de algunos de sus redactores. No defendemos esta revista pues la totalidad de sus contenidos son irreverentes y blasfemos.

Pero sí nos quejamos de la jaula de la corrección política en la que está metida la intelectualidad de izquierdas y por ende la de derechas, que sigue a la primera como un perro faldero, siempre unos metros por detrás.

En Francia, hasta los más irreverentes de la izquierda están despertando y llamando a las cosas por su nombre. En España, “todo er mundo es güeno”, menos los que se atreven a pensar. A esos los laman intolerantes e intransigentes. Por eso, la irreverente revista El Jueves, se ha bajado los pantalones ante el yihadismo y ha lanzado esta portada que parece sacada de las obras completas de la Señorita Pepis (No olvidemos que no tuvo reparos en realizar una portada escandalosa con el jefe del estado y su consorte haciendo cosas feas). Ramón de España, en un artículo, la ha descrito así: “un grupo de personas de toda edad, raza y condición alzan un bonito ‘castell’ para que aprendan a comportarse los yihadistas, que no aparecen por ninguna parte”.