La mayoría de las peñas del Barça no quieren saber nada de procés


peñas

Afortunadamente la cordura se impone y la mayoría de peñas del F.C. Barcelona está en contra de la politización del club. Les ofrecemos un buen número de testimonios de peñistas que no quieren saber nada del procés.

      • Andrés García. Presidente de la Peña Andrés Iniesta. Fuentealbilla. 308 socios.

En 1998, cuando un joven Andrés Iniesta despuntaba en las categorías inferiores del Barcelona, en su pueblo, Fuentealbilla, un grupo de amigos de la familia del futbolista decidieron montar una peña blaugrana. “La sede está en un bar que nos dejó su abuelo materno”, cuenta Andrés García, el presidente de la peña, con 308 socios. El propio Iniesta es el padrino y les consigue entradas para ver los partidos del Barça en el Camp Nou.

A sus paisanos no les gusta que se mezcle la política con el fútbol. “El deporte y los valores del club están por encima de la política. Siempre es mejor usar el diálogo que una confrontación violenta, pero la entidad no debe de entrar en ese juego político. Seguramente hayan recibido presiones de las instituciones catalanas para firmar el apoyo a la consulta”.

Seguramente el club haya recibido presiones de las instituciones catalanas.

      • Rafael Fontalba. Presidente de la Peña Barcelonista de Ceuta. 200 socios.

En la página web dejan claro de qué equipo son: “si eres del Barça esta es tu peña”. En 1980, un grupo de simpatizantes culés de la ciudad autónoma de Ceuta convocó a los medios para dar una noticia: la creación de la primera peña barcelonista en la ciudad. Se inscribieron como la número 444 y ahora cuentan con 200 socios. Rafael Fontalba es su presidente. Su peña hasta tiene un equipo de fútbol sala que compite a nivel local. Con la equipación blaugrana, por supuesto.

Rafael quiere dejar claro lo que él y los socios de su peña piensan sobre que su equipo se haya adscrito al pacto por el referéndum. “Es necesario que el club sepa lo que pensamos los peñistas. Que tengan claro que el suyo no es el pensamiento único”, explica.

“Estamos en contra del referéndum. Ahora ya es un poco tarde para apoyarlo. Un club tan grande como el Barça no se debe manifestar políticamente porque representa una masa social que se reparte por todo el mundo y que tiene todo tipo de ideologías. El 90% de los seguidores seguro que no se sienten independentistas. Exponerse de esta forma les influye negativamente y son mal vistos por las instituciones y el resto de aficionados de otros equipos españoles. Entiendo que es un club catalán con unos dirigentes que tienen una ideología marcada, pero yo soy seguidor del Barça que es mucho más grande que todo eso. Mi patriotismo no se mide por el fútbol”.

Es necesario que los directivos tengan claro que no son dueños del pensamiento único.

      • Eduardo Quiles Presidente de la peña El Gallo de Morón. Sevilla. 50 socios.

En la calle Cañuelos de Morón de la Frontera (Sevilla, 28.000 habitantes) hay una casa bañada en granate y azul que rompe con las típicas fachadas blancas de la localidad. Dentro, tras cruzar el arco de la entrada, el decorado blaugrana se impone aún más. Eduardo Quiles, presidente de la Peña Barcelonista El Gallo de Morón, presume de sentimentalismo culé. “Aquí en Sevilla es un mérito ser del Barça”

Esta peña, con la credencial 1041, fue inaugurada en 1996 por el entonces directivo Amador Bernabeu, abuelo del central Gerard Piqué. “Todos somos culés desde pequeños, aunque ahora nos disgusta el rumbo que está llevando el club con el tema del referéndum”, explica Eduardo. “Antes de apoyar tan abiertamente la consulta, deberían habernos preguntado a los socios y peñistas, haber realizado una consulta interna para ver si estábamos de acuerdo o no. Esto va a ensuciar la imagen del Barça fuera de Cataluña. Muchos directivos se piensan que ellos solos representan al club y no es así. El Barça somos todos”.

Deberían habernos consultado a los socios.

      • Esteban García. Presidente de la Peña Blaugrana de Madrid. 140 socios.

Ser culé y vivir en Madrid, en casa del eterno rival y a 200 metros de la Puerta del Sol. Esteban García es el presidente de la Peña Blaugrana que tiene como sede un restaurante de la capital bañado con todo tipo de emblemas del Barça.

Con un grupo de amigos, fundaron la peña hace 50 años y ahora cuentan con 140 socios. “El club es una entidad jurídica y no una persona física. Por eso no nos puede representar una junta directiva con una opinión muy marcada pero que no refleja a todos los culés. No tienen ningún derecho en firmar un manifiesto ni a postularse de esa forma sin preguntar la opinión de todos los que formamos parte de este gran club, que no queremos ese referéndum”.

No tienen ningún derecho en firmar sin consultar a todas las personas que formamos parte de este club.

.

      • Miquel Pardina. Presidente de la penya Barcelonista São Paulo. 200 socios.

El consultor de inteligencia de mercados Miquel Peralta, 53 años, llegó a São Paulo hace cinco años como expatriado, y desde hace dos es el presidente de la única peña del Barça que existe en Brasil. Casi 200 socios: 55% brasileños, 5% de argentinos y chilenos, y el resto formado por catalanes y dos asturianos que adoran a Luis Enrique. Se declaran a favor de la decisión del club de apoyar oficialmente el referéndum. “No es una cuestión política sino un tema de derechos. El FCB apoya la libertad de expresión y el derecho de los catalanes a opinar sobre su futuro. No estaría de acuerdo si el club se declarara independentista porque eso sí sería mezclar fútbol y política”.

No es una cuestión política sino un tema de derechos.

      • Luis Ignacio Bergasa. Presidente de la peña Riojana. Logroño. 40 socios.

A 470 kilómetros del Camp Nou, en un bar en Logroño, cada partido del Barça se vive con la misma intensidad que en las gradas del estadio. Gritan, festejan cuando se gana, lloran cuando se pierde. En 1992 se creó en la capital riojana una peña culé, en un bar, formada por 40 socios que no se pierden ni un partido.

Su presidente se llama Luis Ignacio Bergasa. “No compartimos que nuestro club haya apoyado que se celebre el referéndum independentista. El presidente y los directivos que han tomado la decisión creen que hablan por todos nosotros y no es así. No nos representan. Yo y los demás peñistas que no compartimos su postura política somos igual de culés que cualquiera de ellos”.

Los que estamos fuera de Cataluña somos igual de culés que los demás.

      • Marcos Álvarez. Presidente de la peña barcelonista Sidrería Belén. Oviedo. 913 socios.

Hace 22 años, antes de que se jugara un encuentro entre el Oviedo y el Barcelona,un joven Pep Guardiola entró a una sidrería para inaugurar la primera peña del Barça en la capital del Principado. Un grupo de amigos culés, encabezados por Marcos Álvarez, decidieron darle forma al sentimiento blaugrana que todos compartían. Hoy, la sidrería se ha reconvertido en la Vinoteca La Vía y es una de las peñas culés más numerosas de España con 913 personas inscritas.

“Sobre el tema del referéndum, los socios de la peña están divididos. Pero la mayoría pensamos que no se debe nunca politizar el fútbol. En el momento en el que escuche que el Barça apoya la independencia de Cataluña, dejaré la peña. Los directivos que así lo creen no se dan cuenta de que no nos representan a todos los culés”.

En el momento en que el Barça se posicione a favor de la independencia de Cataluña, dejaré la peña.

      • Salvador Cerviño. Presidente de la peña barcelonista de Marín. Pontevedra. 160 socios.

En la orilla meridional de la ría de Pontevedra, en la comarca del Morrazo, en un municipio llamado Marín (25.000 habitantes), hay una peña del Barça que nació un 14 de febrero de 1995, inaugurada por el abuelo de Piqué, Amador Bernabeu, y que detesta que se mezcle la política con el fútbol. “Sólo nos preocupa si van a renovar a Messi o no”, afirma Salvador Cerviño, inspector de seguros y presidente de esta peña, que cuenta con 160 socios.

Tienen un local en propiedad con dos amplias pantallas donde ven los partidos de su equipo y organizan constantemente fiestas y cenas. Respecto al apoyo del club al referéndum, Salvador dice que cada socio tiene su propia opinión. Los hay que están en contra, a favor y a los que les da igual. “A mí no me molesta especialmente. Sólo han firmado un documento pidiendo que les dejen votar, nada más. Otra cosa sería que apoyaran la independencia. Pero a la mayoría de los peñistas sólo nos importa el fútbol”.

Por ahora sólo piden que les dejen votar. Otra cosa sería que apoyaran abiertamente la independencia.

      • Eduard Mañas Presidente de la Penya Blaugrana London. Londres. 200 socios.

De todas las peñas blaugranas, hay 120 oficiales que están repartidas por el mundo fuera de nuestra geografía. Una de las más antiguas es la de Londres. Su presidente es un informático de Barcelona, Eduard Mañas, que llegó a Reino Unido para hacer un Erasmus en Mánchester.

Lo más curioso de esta peña, que la diferencia de todas las demás, es que su sede se encuentra en un barco sobre el Támesis, en el embarcadero de Temple. Cuenta con 200 socios. “Un 35% son británicos, otro 35% catalanes, un 10% del resto de España y un 20% de todo el mundo”, cuenta Eduard.

Hay catalanes que han convencido a peñistas británicos de que sean independentistas. “Aquí hay todo tipo de posturas sobre el referéndum y la idea de que el club lo apoye. Hay catalanes que lo comparten y otros que no. Al igual que británicos. Incluso a algunos de estos últimos les han convencido de que sean independentistas. Pero la realidad es que convivimos con distintas posiciones ideológicas sin ningún tipo de problema”.

      • Roberto Rodríguez. Presidente de la peña Barça Aldea. Gran Canaria. 97 socios.

Roberto lleva 20 años presidiendo la peña del Barça en un pequeño municipio de Gran Canaria llamado La Aldea de San Nicolás. Este fin de semana ha organizado un encuentro de todas las peñas culés de las islas, aprovechando que el club se enfrenta hoy contra la U.D. Las Palmas en la penúltima jornada de Liga. Su peña cuenta con 97 miembros, que pagan 176 euros al año de cuota al club, y su socio de honor es Agustín Gaspart, nieto del ex presidente azulgrana. Roberto presume de que tiene la mayor colección de llaveros del Barça que hay en el mundo, 2.250, y un museo con fotos y camisetas de jugadores de todas las épocas. También muestra su postura sobre que el club que tanto quiere respalde la consulta por la independencia de Cataluña.

Me he partido la cara por este equipo para que ahora tenga que escuchar cada vez que voy a Barcelona el grito de ‘puta España’

“Nos ha sentado muy mal a los peñistas”, confirma. “Me he partido la cara por este equipo muchas veces. Y ahora cada vez que voy a Barcelona a ver un partido tengo que aguantar a los ultras gritar “puta España”. Respeto que los directivos del club tengan su ideología pero ellos no respetan a todos los socios del Barça que no somos independentistas, que somos la mayoría”.

Agnese Marra

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s