FOTO-LLANÇA-1-210x300

Pere Vila, ingenuo idealista

Ya se está acabando el cachondeo. Hasta ahora el separatismo trotaba por la pradera como Heidi, sin que nada se interpusiera en su camino. Pero ya viene siendo hora de que frente a cada memez separatista se oponga un dique de contención.

El Ministerio de Defensa ha presentado un recurso contencioso administrativo contra el Ayuntamiento de Llançà por la moción que aprobó en diciembre donde se pedía el cese de maniobras militares a su término y se declaraba territorio desmilitarizado.

El alcalde, Pere Vila, dice que defenderán su posición. Pues que vaya cavando trincheras. Aunque sus estudios de técnico de turismo igual se lo impiden.

Desde Somatemps siempre hemos defendido el municipalismo como una de las formas de reformar la estructura política. Pero otra cosa es que alcalde se convierta en un reyezuelo de tres al cuarto.