BATALLA DE LA MISIÓN SAN DIEGO, CALIFORNIA 1775


thumbnail_view-from-street

El 4 de noviembre 1775 tuvo lugar una de las más batallas más alucinantes, por la desproporción, de la historia del Imperio Español. Tres soldados frenaron el ataque de cerca de 1000 indios, causándoles fuertes bajas.

El hecho podría parecer increíble si no fuera porque está bien documentado en los testimonios de los religiosos españoles como en el libro del Padre Francisco Palou, que acompañó a Fray Junípero Serra ( y mallorquín como él)

La Misión de San Diego fue la segunda que se estableció en California en 1770. Formaba parte de la cadena de Misiones y Presidios que fueron la base de la colonización española del territorio, llevada a cabo por misioneros franciscanos, dirigidos por Fray Junípero Serra y soldados al mando del capitán Gaspar de Portolá. La noche del 4 de noviembre de 1775 un nutrido grupo de casi 1000 indios Yuma atacaron la Misión de San Diego, origen de la actual ciudad californiana.

Amparados en su número irrumpieron en la Misión y la incendiaron, matando al fraile Luis Jaume, natural de Mallorca, que intentó calmar sus ánimos. A continuación los únicos 3 soldados que guarnecían la Misión respondieron con sus fusiles, haciendo retroceder a la masa de indios. Los soldados tenían abundante munición, pero sólo uno de ellos era tirador experto. Los soldados, los 4 frailes supervivientes y los indios de la Misión se refugiaron en la zona del comedor y se parapetaron con sacos y baúles, con lo que pudieron además frenar las llamas.

El Cabo, que era el tirador experto, mandó a los otros 2 soldados que se limitaran a cargar y a cebar los fusiles, mientras el disparaba sin perder una bala. Los indios lanzaban sus flechas, piedras y antorchas, pero pronto sufrieron grandes bajas. Al amanecer los indios se retiraron habiendo sufrido quizá 300 muertos. La Misión quedó semidestruida, pero los indios rebeldess no consiguieron su objetivo de expulsar a los españoles de California. En los siguientes años, la Misión de San Diego fue reconstruida y se fundaron entre otras las Misiones de Los Ángeles de Nuestra Señora y la de San Francisco (origen de estas dos grandes ciudades) y la evangelización española de California se consolidó durante 50 años.

Desgraciadamente no conocemos los nombres de estos tres heroes, sólo sabemos que eran soldados de los primeros Presidios españoles de California.

Rafael María Molina

 

4 comentarios

  1. Soy de California y conozco su historia, pero he aprendido mucho leyendo esta y otras entradas. Aparte de las misiones españolas hay pocos lugares históricos dignos de visitar en aquí. A cualquiera que visite California le recomiendo que visite al menos una de las misiones. Están muy bien cuidadas y desde luego repletas de historia.

    Me gusta

  2. ¿Hay algún monumento que recuerde a los dragones de la cuera?

    Parece que, cuando la masonería francesa echó a los peninsulares de América, todo quedó sepultado en el sueño de la Historia y la Leyenda Negra.

    Hay que reconocer a cada cual lo que se les debe; lo cuál es virtud del bien nacido.

    Me gusta

    1. Completamente olvidados,fuera de artículos de Reverte y la Librería Tercios Viejos,un par de novelas,La revuelta del odio y Banderas lejanas,poco más encontrarás,si buscas por internet,encontrarás bastante material.

      Me gusta

  3. Eran dragones de cuera,quizá los soldados más formidables que ha tenido España,la historia no es completa,la misión fué destruida y refundada años más tarde,esta vez,bién fortificada y guarnecida.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s