La frase: “Artur Mas se creyó sus propias mentiras” (Juan Prat. ex delegado de la Gene en Bruselas)


juan-prat.jpg

“Con este pasaporte, no puedo ir en contra de España”. Con estas palabras, Juan Prat (Barcelona, 1942) comunicó a Artur Mas su decisión de abandonar el cargo de delegado en Bruselas ante la deriva independentista del Gobierno catalán. Este embajador explica sus vivencias en el libro De Cataluña a Catalunya. Sorprendentes e inesperados destinos. Memorias de un embajador de España (Editorial Cuadernos del Laberinto). Asegura en una entrevista en Crónica Global que “Cataluña ha pasado de ser un referente en Bruselas a ser un problema”.

“Cataluña no pertenece a España ¡Es España!”

“Los embajadores representamos a España en el exterior, es una función muy delicada, exige mucha responsabilidad”, afirma Prat. Pero el título del libro responde a dos momentos fundamentales en la trayectoria de este embajador, que pasó de representar a España en Bruselas en sus inicios a ser delegado de la Generalitat en esta ciudad como colofón de su carrera. “En su momento, muchos no lo entendieron –había sido embajador de José María Aznar en la OTAN–. Pero es perfectamente posible ser catalán y representar a España. En mis destinos, Cataluña ha estado siempre muy presente. Eso demuestra la presencia de esta Comunidad en la historia española. Cataluña no pertenece a España. ¡Es España!”.

Juan Prat asegura que “muy modestamente, cuando acepté ser delegado en la Bruselas, intenté evitar el choque de trenes. Se veía que las cosas se podían complicar”. Aceptó ese cargo “por dos motivos, porque era el final de mi carrera diplomática, volvía a mis orígenes. En 2010, CiU era la heredera de un nacionalismo moderado. Jordi Pujol, hasta que se descubrió lo de Andorra (sus cuentas ocultas) era un hombre de compromiso”.

“No puedo ir en contra de España”

Mi misión –añade– era ensalzar el papel de Cataluña en una Europa con 340 regiones”. Pero hubo un momento en que todo se torció. “Tuve que parar, la deriva independentista era inaceptable para mí. Le dije a Artur Mas: con este pasaporte español, no puedo seguir, no puedo ir en contra de España. Fue un disgusto para mí”. ¿Y qué le contestó Mas? “Me dijo: Lo siento, pero lo comprendo. Y a continuación me pidió consejo sobre mi sustituto. Y me hizo caso”. Fue relevado por Pere Puig.

“ La gran manifestación de la Diada de 2012, que Mas pretendía transversal, pero que finalmente fue liderada por el independentismo, que ha ganado la batalla de la opinión pública”, explica Prat. Después vendrían las elecciones catalanas. “Mas decía que no podía admitir que el pueblo se manifestara solo en la calle, se tenía que manifestar en las urnas. Pensaba que lograría la mayoría absoluta. Yo le dije que se equivocaba, que la gente votaría al original, no a la copia independentista. Pero ahí no me hizo caso. Y se entregó a ERC primero, y después a la CUP”.

“Una dinámica que yo viví en los Balcanes”

El embajador asegura que “en política, no hay nadie peor que quien se cree sus propias mentiras. Y a Mas le pasó eso. Se creyó aquello de que España nos roba”. Y advierte de que esa actitud lleva a una dinámica “que no se puede parar. Yo lo he visto en los Balcanes. Vivió ese drama”.

El independentismo, en un acto de la ANC en Bruselas, con la participación del exconsejero Toni Comín /Efe
El independentismo, en un acto de la ANC en Brusela /Efe

Juan Prat afirma que, a pesar de la propaganda independentista, “la imagen de España es muy buena a nivel oficial”. Sin embargo, existe perplejidad respecto a lo que está ocurriendo “en este país tan magnífico” que se enfrenta a “un relato independentista falso desde el punto de vista político, cultural e histórico. ¿Democracia es votar? ¿Una democracia no se entiende sin un Estado de Derecho?”. El diplomático afirma que Cataluña “ha pasado de ser un referente a ser un problema en Bruselas”.

Fuente: Crónica global

 

4 comentarios

  1. Tampoco hubiera estado mal que este señor hubiera hecho esas delaraciones un poquito antes, verdad?
    Digo yo… Hacerlas públicas cuando vió la trampa que Arturo Más estaba preparando.
    Y el Tribunal Supremo que no se atrevió a condenar a Arturo por malversación (ahora estaría en el trullo) y solo le inhabilitó y le multó. El dinero no es problema para esta gentuza. Ya les pagamos los demás lo que sea menester.

    Me gusta

  2. Más tiene que pagar sus fechorías.

    Él y su jefe son los responsables de a adónde nos han llevado los independentistas.

    Porque podrás decir lo de quieras de los independentistas, pero no engañan: son lo que son y hacen lo que prometen.

    Salvar la mafia de Pujol y sus robos nos ha costado 4.500 empresas y la división de Cataluña en 2 por el odio y el resentimiento fabricado de la nada por sus ingenieros sociales.

    Desde luego, ninguno tiene perdón de Dios.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s