Oriol-pujol-y-ANNA-VIDAL.jpg

Oriol Pujol ha alcanzado un pacto con la Fiscalía aceptando una mínima condena de dos años y medio de cárcel por falsedad documental y tráfico de influencias. Ello le evita ir a juicio por el caso de las ITV.

En virtud de este acuerdo, Orio Pujol y su esposa, Anna Vidal, admiten haber cobrado comisiones de empresarios por haber intervenido en las deslocalizaciones de Sony, Yamaha y Sharp, así como haber influido políticamente para favorecerlos con la adjudicación de una estación de ITV. Como pretendía Oriol Pujol, su esposa evita ingresar en prisión, ya que ha aceptado una pena sustituible por una multa.