¿Superioridad moral?


images.jpg
“Manuel Sala Soler nació en Vilanova i la Geltrú en 1892 y fue asesinado en febrero de 1937. Propietario de una conocida panadería, presidente de la “Asociación de Patrones Panaderos” y dirigente de la “Lliga Regionalista”, el principal partido de derechas catalán antes del inicio de la guerra civil, su hijo Julià Sala Basca fue el tesorero de las juventudes de la Lliga. Odiado por los dirigentes locales de ERC por una valiente denuncia contra los sediciosos y criminales que en octubre de 1934 protagonizaron vergonzosos hechos en la ciudad, fue insultado y vejado públicamente en Julio de 1936 y detenido en la primavera de 1937 siendo asesinado junto a su hijo Julià, su mujer Raimona Basca y su hija María. Las dos mujeres fueron salvajemente asesinadas, la niña fue violada y decapitada, mientras que su mujer quedó malherida siendo rematada por miembros del comité antifascista en el hospital de Torredembarra.
La familia Sala es sólo un ejemplo de las terribles matanzas que se vivieron en la Cataluña que gobernaba Lluís Companys, líder de ERC y presidente de la Generalitat, personaje que hoy tiene un mausoleo en Cataluña y calles en todos los pueblos y ciudades catalanes.
Companys fue en su juventud un reconocido lerrouxista y antinacionalista, personaje conocido por disolver sardanas a golpe de estaca, según recordaba su amigo Rossend Llates. Era un republicano moderado que se convirtió en un nacionalista exaltado, conversión que se explica por un lado debido a la presión que ejercieron los sectores más radicales en el presidente de la Generalitat, y por otra, como explica el historiador Jordi Canal, a una motivación «viril», vinculada con el corazón y la entrepierna. El nacionalismo de Companys era puesto siempre en duda entre sus compañeros de partido como Josep Dencàs o dirigentes de Estat Català, especialmente por los hermanos Badia, el mayor de ellos Miquel Badia, conocido como “Capità Collons”, rival en los favores sexuales de su amante, la militante independentista Carme Ballester, y por cuyo amor Companys llegó a proclamar la “Republica catalana”
Companys era apodado “El pajarito” cuando ejercía de abogado de los terroristas de la CNT, fundador por Decreto de Presidencia del Comité de Milícies Antifeixistes de Catalunya, responsable de miles de paseos, fusilamientos, torturas y asesinatos, y creador de decenas de chekas. Nombró conseller de Gobernación a Dencàs, el líder de los “escamots” militarizados y autor de frases como “nuestro odio contra la vil España és gigantesco” (17 noviembre 1934), ordenó preparar un “Comité Militar Revolucionario” en mayo de 1936, y entregó 20.000 fusiles a los “incontrolados” controlados, para ejercer la llamada “gimnasia revolucionaria” que terminó con 8.129 catalanes asesinados, la mayoría sin juicio, entre ellos el 3er presidente de la Generalitat desde su restauración, Jiménez Arenas. Firmó sentencias de muerte contra mujeres y civiles, incluso de un pobre hermano de La Salle por saber latín; organizó campos de concentración, como el de Omells de Na Gaia, donde “tot el terme estava sembrat de cadàvers”, promovió la mayor persecución religiosa de la historia de Cataluña, ejecutada por el Comité de Milicias que él fundó, asesinando a 4 obispos, 1.536 sacerdotes , prohibiendo el culto católico y destruyó 7.000 edificios religiosos, y orgulloso declaró a “L’Oeuvre” en agosto 1936: “¿El problema del culto católico? Oh¡, ese problema no se plantea siquiera, porque todas las iglesias han sido destruidas!”.
Companys fue un asesino. Basta ya de callar y de reconocer la superioridad moral del populismo nacionalista”.
JR. Bosch
FUENTE: LA RAZÓN

2 comments

  1. Estos de Companys representaron la barbarie, eran unos caterva de catetos dijo Manuel Azaña que incendio a las masas y luego ya no pudo pararla y cuando sabia que ya tenian perdida la Guerra Civil despues de la mayor batalla de la Guerra Civil, la batalla del Ebro, dijo su discurso en Barcelona que termina con sus palabras Paz, Piedad, Perdon.Las elecciones de 1936 fueron fraudulentas porque el los conventos estaban quemando,robando y asesinando a sacerdotes y monjas y luego los guardias de asalto de Indalecio Prieto asesinaron al jefe de la derecha, Jose Calvo Sotelo. Los socialistas habian dicho en varias ocasiones que no dejarian gobernar a la derecha y las masas seguidoras del frente popular matanzas porque les dieron armas y ya no las pudieron parar. Indalecio Prieto desde el extranjero tambien pidio perdon por el era el responsable de las huelgas revoluciones que convoco varias huelgas pero siempre escapaba a Paris.

    1. La culpa es nuestra por dejarnos manipular.
      Que la gente vaya a la calle a matarse para que los de arriba mantengan sus cuotas de poder o ampliarlas es más viejo que matusalem.
      Resulta que estos tipejos mandan a la gente al matadero y cuando vienen mal dadas corriendo para Francia .
      Y lo bueno es que los vemos como héroes.
      Yo cerraria a cal y canto los congresos y parlaments y que se maten entre ellos.
      Aunque lo dudo porque son un infierno de cobardes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s